Los platos de ducha de mármol, granito, silestone o compac se pueden fabricar a medida, aunque la pared no esté a escuadra o tenga una columna, se pueden hacer para colocarlos al mismo nivel que la baldosa o levantados, cuadrados o redondos. Las variantes son inmensas, tanto en color como en textura. Por eso es la opción más adecuada para cuando se desmonta una bañera, ya que del mismo material que se hace el plato de ducha se puede hacer la parte de la pared que antes ocupaba la bañera.
Y ahora también hacemos platos de ducha personalizados, plasmamos cualquier foto en su plato de ducha con unos resultados increíbles.